30 días, 30 juegos II – (16) Juego más raro que he jugado

¿No les ha pasado que en sus descargas aparecen juegos que no recuerdan cómo o por qué llegaron ahí? Pues así me pasó con este. Y ya que apareció en mi lista, pues lo de menos es jugarlo y si no me gusta, pues lo borramos.

Hasta donde recuerdo, Flower, para la Playstation Network, sigue en mi consola pero porque no acabo de saber si me gustó o no. Es un… ¿juego? donde el objetivo es básicamente llevar a un grupo de pétalos en el viento para revivir pequeñas plantaciones de flores. Y ya. No hay logros, no hay jefes, no hay ítems… solo tú y los controles análogos contra un campo infinito de césped que se mueve al viento. Hasta mi papá, acostumbrado a mis RPGs de paso lento, me preguntó si eso era una película o qué.


Y aun así es una experiencia de paz mental bien chistosa. Un día donde nada te haya salido bien puedes llegar a moverle a los pétalos y relajarte de lo que sucedió en las diez horas pasadas. Quizá una copa de vino tinto ayudaría al proceso, pero si no cuentas con una a la mano (o con la edad adecuada) este software (que todavía no sé si llamar “juego”) tiene lo necesario para que te quedes picado un rato reviviendo flores.




0 comentarios: